Se espera que el puente de West Seattle reabra el 18 de septiembre.


Please note: you can click here to return to the English version of this blog post.


El puente es más fuerte y seguro ahora que el SDOT ha reparado las grietas y ha agregado casi 60 millas de una “espina dorsal” de cable de acero al puente.

Seattle (11 de agosto de 2022) – Conforme las cuadrillas entran en las etapas finales del esfuerzo de reparación del puente de West Seattle, el Departamento de Transporte de Seattle (SDOT) ha anunciado que los recientes objetivos de construcción se han completado según lo previsto y se espera poder reabrir el puente el domingo 18 de septiembre. Esto dependerá de que se completen con éxito las obras restantes, que incluyen terminar las inyecciones de epoxi, la envoltura de fibra de carbono, la pavimentación, la instalación de la plataforma de inspección de seguridad y las pruebas rigurosas de seguridad. Todas las restricciones impuestas en el puente giratorio de la calle Spokane (también conocido como puente bajo de West Seattle) terminarán el mismo día.

Hay fotos y vídeos disponibles en YouTube, Flickr y el blog del SDOT.

“Es un alivio estar tan cerca del final de este difícil cierre”, dijo el alcalde de Seattle, Bruce Harrell. “Reconocemos lo desagradable que ha sido este cierre para tantas personas, empresas, negocios y comunidades. La seguridad de todos ellos ha sido central en este esfuerzo de reparación desde el principio. Al reabrir el puente y volver a conectar nuestra ciudad, estamos uniendo a nuestras comunidades con la confianza de que el puente es ahora más fuerte y más seguro para todos”.

El puente de West Seattle se cerró en marzo de 2020 cuando los inspectores del puente descubrieron grietas en rápido avance en la estructura de 40 años. El SDOT completó reparaciones de emergencia en 2020 para evitar más grietas y mantener el puente en pie. En 2021 y 2022, el SDOT ha estado trabajando en el diseño y la construcción de una serie de reparaciones finales más sólidas para reforzar el puente y que pueda soportar con seguridad el peso y la tensión del tráfico diario.

“Este esfuerzo monumental ha reparado las grietas y ha hecho que el puente sea más fuerte y seguro”, dijo Heather Marx. “El SDOT confía en que el puente ahora se mantendrá fuerte en las próximas décadas, alcanzando su vida útil prevista originalmente. Agradecemos la resiliencia de la comunidad mientras sorteábamos las incertidumbres de este desafiante proyecto.”

La seguridad es la primera prioridad en todos los proyectos del SDOT. Además de reparar el puente, el SDOT ha instalado un sistema de monitorización inteligente dentro del puente compuesto por cientos de sensores de movimiento, cámaras y otros instrumentos. Este sistema puede detectar movimientos sutiles o cualquier expansión de las grietas existentes. El sistema monitorea el puente las 24 horas del día y proporciona detalles y alertas en tiempo real al personal que supervisa el desempeño de las reparaciones del puente. Se instalarán plataformas de inspección permanentes en el interior del puente para que los inspectores puedan examinar regularmente los componentes estructurales del puente en los próximos años.

La parte más importante del esfuerzo de reparación ha sido completar un nuevo sistema de postensado de acero dentro del puente. El SDOT agregó alrededor de 10 millas de nuevos cables de acero durante la primera fase de las reparaciones de emergencia y casi 50 millas más de cables de acero durante la fase final. Cada uno de los cables está anclado y sostenido por bloques de hormigón especializados entretejidos en el puente y capaces de soportar más de 20 millones de libras de fuerza.

Este sistema de postensado de acero constituye la espina dorsal del puente, tensando y reforzando la estructura de hormigón más grande que lo rodea. El nuevo sistema se extiende a lo largo de los tres arcos del puente sobre el canal Duwamish, incluyendo zonas a las que el sistema original de postensado de acero construido en la década de los 80 no llegaba.   

El nuevo sistema de postensado funciona en conjunto con otras reparaciones del puente, incluyendo una extensa red de láminas de fibra de carbono reforzadas que envuelven el interior y el exterior de las paredes del puente como un yeso en un hueso roto. Los equipos de reparación también han inyectado una gran cantidad de epoxi en las grietas para evitar un mayor deterioro o corrosión y fusionar el hormigón agrietado. Estos sistemas de reparación han preparado el puente para soportar décadas de intenso tráfico, cambios de temperatura y condiciones meteorológicas extremas en verano e invierno.

Antes de la apertura del puente, el SDOT realizará numerosas pruebas para confirmar que el puente es estructuralmente seguro y está listo para el público. Estas pruebas incluyen conducir maquinaria pesada sobre el puente para simular el tráfico y permitir a los ingenieros monitorear la respuesta de la estructura en tiempo real y confirmar que las reparaciones funcionan como se espera.

Otros trabajos que quedan por completar antes de la apertura del puente son:

  • Completar las inyecciones finales de epoxi y la envoltura de fibra de carbono
  • Completar el tiempo de curado de la envoltura de fibra de carbono
  • Retirar las plataformas de trabajo
  • Prueba de carga e inspección de las reparaciones
  • Instalar plataformas permanentes de inspección dentro de la estructura del puente
  • Restaurar el pavimento del tablero del puente
  • Retirar el equipo de construcción y dejar el puente listo para el público

Aunque los trabajos han progresado sin problemas durante el verano, el resto de las reparaciones y pruebas necesarias para completar el proyecto requieren un trabajo exigente y complejo. El SDOT se compromete a proporcionar actualizaciones continuas de la construcción y notificará al público si surge algún desafío imprevisto fuera de su control que pudiera afectar a la fecha de apertura.

Durante todo el proceso de reparación, el SDOT ha puesto a las comunidades de South Park, Georgetown y West Seattle en el centro de su planificación y comunicación. Además de las reparaciones del puente, el SDOT ha invertido unos $50 millones en proyectos para calmar el tráfico y hacer más seguras las calles de los vecindarios por donde se desvió el tráfico del puente, pasando por comunidades y distritos comerciales como Highland Park y Duwamish Valley.

Lo que está diciendo la gente:

“Desde que se cerró, toda la zona de West Seattle, South Park y Georgetown han tenido muy en mente la reapertura del puente”, dijo la concejala de Seattle Lisa Herbold. “Hoy respiro con alivio porque el puente está a pocas semanas de volver a conectarnos con el resto de Seattle”.

“Comparto el alivio de West Seattle y de la región de que por fin tengamos una fecha cierta de reapertura de este puente vital”, dijo el concejal de Seattle Alex Pedersen. “Aunque aguardo con entusiasmo la reapertura de este puente tras más de dos años de reparaciones, este dramático cierre debe seguir siendo una llamada de atención para replantear las prioridades y reinvertir en todos nuestros puentes en proceso de deterioro. En una ciudad en crecimiento esculpida por vías fluviales y barrancos, debemos dar prioridad a la reparación proactiva de los numerosos puentes de Seattle de los que dependen nuestros habitantes y nuestra economía”.

“En nombre del Grupo de Trabajo de la Comunidad, quiero compartir nuestro agradecimiento por la transparencia de la Ciudad durante este proceso”, dijo la copresidenta del Grupo de Trabajo, Paulina López. “Además de la reparación del puente, hemos visto trabajos de seguridad a nivel de vecindario y el apoyo continuo de la Ciudad hacia los miembros de nuestra comunidad y las pequeñas empresas y negocios en los últimos dos años y medio. Estamos sumamente contentos de estar a solo unas cuantas semanas de que el puente vuelva a abrir”.

“Al igual que el resto de West Seattle, estoy comiéndome las uñas por volver a conectarme con el resto de la ciudad. Ahorraremos una buena cantidad de tiempo para pasarlo con nuestra familia, amigos, trabajo y nosotros mismos haciendo lo que queramos”, dijo el ex alcalde de Seattle y copresidente del Grupo de Trabajo, Greg Nickels. “Podemos empezar a planificar nuestras vidas sabiendo que el puente por fin abrirá y será seguro. ¡Gracias a todos los que ayudaron a hacer posible este día y por la paciencia que han mostrado todos los afectados, desde el 23 de marzo de 2020!”